FECHA DE INICIO del Proyecto

JUN 2014

202.358,00€

54%

Proyecto

¡Hagamos Escuela!

Clasificación: equipamiento educativo

Área: 1900 m2

Ubicación: Daga-Kamanar, Thionck Essyl, Dep. de Bignona, Ziguinchor, Senegal

Estado del proyecto: En desarrollo

DESCARGAR PDF CONTIGO
SCROLL

Descripción

Este primer proyecto, y el inicio de Foundawtion, nace entre el estudio de arquitectura dawoffice, en Barcelona, y la población senegalesa de Thionck Essyl.

¿Y por qué en Senegal?, os preguntaréis.

El mundo es muy grande y todavía hay muchas necesidades básicas por cubrir, así que uno sólo puede comenzar por lo que conoce.

A raíz de otros proyectos de cooperación, pudimos conocer muy de cerca esta parte de Casamance.

Comenzamos un aprendizaje desde dentro, conviviendo con su gente, compartiendo hogar, comida y vida.

En 2014, ya totalmente enamorados de Casamance, comenzamos un análisis de necesidades de la región del Bolouf de la mano de los habitantes de Thionck Essyl y representantes de la región.

Comunidad de Thionck EssylUBICACIÓN

DAGA-KAMANAR, THIONCK ESSYL, DEP. DE BIGNONA, ZIGUINCHOR, SENEGAL

ÁREA

1900 m2

VER EL SITIO

¿Y por qué una escuela?

La historia nos demuestra que, en el camino a una sociedad del bienestar, la salud y la educación son un objetivo primordial.

Uno de los problemas principales en el Senegal rural es el acceso a la educación, por falta de equipamientos educativos lo que provoca que los jóvenes tengan que emigrar a las ciudades para poder continuar sus estudios. Algo que pocas familias pueden permitirse. Thionck Essyl es la población rural más grande de la región de Bolouf, por lo que esta problemática es más acuciante.

Con más de 1300 alumnos y una única escuela de secundaria construida en 1985, hace años que estas instalaciones se han quedado pequeñas para una población en crecimiento. Pese a contar con una ratio de más de 50 alumnos por aula, muchos jóvenes quedan fuera por falta de plazas. Ante esta situación lo mejor que podemos dar es nuestro conocimiento. Así que, juntamente con los representantes de la comunidad, definimos un programa, y comenzamos a proyectar un segundo CEM (escuela de secundaria) en Thionck Essyl.

Gracias a la estrecha colaboración con la comunidad de Thionck Essyl y de sus representantes políticos, la ciudad cedió un terreno de dos hectáreas de titularidad pública para la construcción del equipamiento educativo.

¡Hagamos escuela!

Con este proyecto no sólo queremos construir una escuela, sino que hemos convertido el proceso constructivo en un medio de formación en sí mismo.

“Hagamos Escuela” es la expresión de una disposición conjunta a llevar a buen término una experiencia de aprendizaje colectivo. No lo hacemos por Thionck Essyl, 
lo hacemos con Thionck Essyl.

A lo largo de los cuatro años de duración de este proyecto, la población de Thionck Essyl habrá intervenido directamente en la construcción de, 
no sólo una escuela, sino también un espacio de encuentro, aprendizaje y socialización para la comunidad entera.

LA ESCUELA

El proyecto se adapta a las necesidades y a la situación económica de las personas de la región y responde a las condiciones climáticas, aportando un sistema sostenible.

Esto implica concienciar a la población local del potencial de los materiales de la construcción tradicional, así como de los valores de la organización constructiva y arquitectónica de su legado cultural.

El programa de necesidades está condicionado por los principios de un diseño que garantice el confort climático y una construcción de bajo coste; que se consigue sacando el máximo partido a los materiales locales y al potencial laboral de la comunidad local.

Es un sistema constructivo concebido como ejemplo que ayude a reforzar la confianza en los materiales tradicionales locales, mejorando los procesos de producción y la construcción con técnicas sencillas que requieren de nuevos conocimientos.

El proyecto se entiende como un sistema adaptable en el tiempo; son módulos que se pueden ordenar dentro de una retícula, permitiendo así el crecimiento de la escuela construyendo nuevas Awlas en función de las necesidades.

Los árboles dan valor al proyecto, y por lo tanto se convierten en elementos organizadores del mismo, acompañando a los patios/plazas de cada curso escolar. Esta forma de organización arquitectónica alrededor de un patio recuerda a la manera en cómo se ordenan las construcciones familiares tradicionales, donde la sombra de un árbol y el espacio libre configuran un espacio de reunión dentro de la actividad familiar cotidiana.

El nuevo CEM tendrá 4 cursos. Cada uno de ellos dispondrá de 4 Awlas que configurarán su plaza alrededor de un árbol. Además de estas 16 Awlas, la escuela dispondrá de un edificio común, donde se ubicará el aula de biología, la de informática, la biblioteca y la sala de profesores. En el mismo recinto de la escuela, habrá un campo de voleibol y otro de fútbol.

La arcilla

El material más abundante de la región es sin duda alguna la arcilla, es por ello que se convierte en el material de construcción de la escuela por excelencia.

Con la arcilla construimos bloques de tierra comprimida (BTC), que están compuestos por arcilla, tierra y cemento en 8% que trabaja como estabilizante lo cual confiere mucha más resistencia al material. Estos bloques se fabrican en la obra mediante una prensa manual. Usando esta prensa manual se evita la cocción de los bloques y de este modo se consigue ahorrar en el consumo de medios energéticos.

Los BTCs son elementos cuya mayor resistencia estructural es la compresión. Es por ello que el sistema utilizado para elaborar nuestras Awlas es la ‘volta’(bóveda). Un elemento estructural básico, propio de nuestra herencia constructiva y que cubre a la perfección los requerimientos del proyecto.

Los BTCs son elementos cuya mayor resistencia estructural es la compresión. Es por ello que el sistema utilizado para elaborar nuestras Awlas es la ‘volta’(bóveda). Un elemento estructural básico, propio de nuestra herencia constructiva y que cubre a la perfección los requerimientos del proyecto.

Gracias a la porosidad del BTC se logra que en el interior de las Awlas se produzca el ‘efecto botijo’, ayudado por la ventilación cruzada y la orientación (norte-sur) que impide la incidencia solar en el interior, se consigue el confort climático sin necesidad de recurrir a sistemas mecánicos de refrigeración.

Las dos fachadas de las Awlas son celosías de madera, que permiten tanto la iluminación interior como la circulación del aire en todo momento.

Debido a que el material de construcción de la bóveda no es impermeable del todo, se requiere de un elemento que proteja los módulos de la lluvia. En la arquitectura vernácula local, esta protección se hace con cubiertas de paja. Debido al alto mantenimiento que demanda este tipo de cubierta, se ha decidido utilizar chapa grecada para completar la impermeabilización de las Awlas.

DOCUMENTACIÓN Técnica

Aquí puedes descargar información más detallada sobre el proyecto, desde el contexto social y económico, hasta algunos detalles arquitectónicos.

Documentación Técnica
Fase 01Terminada

Awla prototipo

Ver Fase
Fase 02Terminada

Pozo

Ver Fase
Fase 03EN CONSTRUCCIÓN DURANTE 2016-2017

Tres awlas y una plaza para 
el curso de 6º

Ver Fase
Fase 04EN CONSTRUCCIÓN DURANTE 2016-2017

Cuatro awlas y una plaza para 
el curso de 5º

Ver Fase
Fase 05Próximamente

Cuatro awlas y una plaza para 
el curso de 4º

Ver Fase
Fase 06Próximamente

Cuatro awlas y una plaza para 
el curso de 3º

Ver Fase
Fase 07Próximamente

Muro Perimetral

Ver Fase
Fase 08Próximamente

Edificio común. Acceso a la escuela

Ver Fase
Fase 09Próximamente

Instalaciones

Ver Fase
Fase 10Próximamente

Campos Deportivos y Urbanización

Ver Fase

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Si lo desea puede esconder este mensaje clicando aquí.